¡Esto sí que son playas y mucho más!

Un pedazo de paraíso con una densa vegetación que emerge entre las aguas, que forman lagunas de diferentes tonalidades azules en sus orillas, cálidas temperaturas y una exuberante vegetación compuesta por palmeras, cocoteros y una gran variedad de flores exóticas componen los rasgos más característicos de estos destinos. Descubre una nueva sensación de libertad de la mano de Quelonea.

 

 

Isla Mauricio “la isla de la fortuna”

Así definió Joseph Conrad, uno de los más importantes escritores y viajeros de la Historia, a Isla Mauricio, el lugar donde te está esperando una de las mayores experiencias viajeras que se pueden vivir. Isla Mauricio es una tierra que cambiará para siempre tu concepto de viaje y en la que todo te hará sentir, como en pocos lugares del mundo, que tienes el paraíso a tus pies. Porque viajar a Isla Mauricio significa convertirse en el dueño de un lugar irrepetible y exclusivo en el que cada rincón de sus arrecifes de coral a sus volcanes dormidos, de sus playas de fábula en las que tus pisadas serán las primeras a los mercados repletos de vida de sus pueblos- convierte todos los segundos en momentos inolvidables que superarán tus fantasías viajeras.

En Isla Mauricio sentirás de nuevo la exclusividad de un destino donde el Océano Índico es el telón de fondo de algunas de las mejores playas del mundo, y cuyo interior, de naturaleza arrebatadora salpicada de volcanes dormidos y montañas abruptas, parques naturales y jardines botánicos, te parecerá sacado de la paleta de un pintor y donde entenderás porqué otro gran escritor, Mark Twain, dejó dicho que “Dios creó primero Mauricio y después el cielo”.

 

 

Panorama of port in Ocho Rios in Jamaica

Jamaica el país del “One Love””

Cuando Bob Marley lanzó en 1977 el tema ‘One love’, seguramente no sabía que iba a convertirse en su canción más célebre, con permiso de ‘No woman no cry’. Pero lo que sí sabía era que estaba haciendo todo un homenaje a su país y a su forma de vivir la vida. Porque “one love” significa mucho más que “un amor”; es la expresión que se usa en Jamaica para despedirse con afecto, para desearse buena suerte, para verbalizar la unión y el respeto mutuos y para manifestar con solo dos palabras la alegría de vivir.

Precisamente todo eso es Jamaica: alegría, respeto, amor y felicidad. En cuanto pones un pie en la isla se respira, se siente, te envuelve y te hace querer ser jamaicano (o jamaiquino) por unos días. Pero no solo de emociones vive el turista, y no solo amor y alegría tiene Jamaica.

Este pequeño gran país lo tiene todo. Tiene algunas de las mejores playas del mundo y, a la vez, altas montañas con paisajes que cortan la respiración. Tiene ciudades bulliciosas, dinámicas y repletas de los mejores servicios, pero también reservas naturales donde se respira la paz y se siente la presencia de la Madre Tierra. Jamaica tiene hoteles y resorts lujosos en los que sentirse como un rey, y tiene bares y discotecas en los que sentirse como un canalla. Tiene lugares tranquilos para disfrutar del relax y el bienestar, y justo al lado espacios donde descargar adrenalina practicando cualquier deporte o viviendo una aventura. Tiene restaurantes de gran nivel, con platos de alta cocina y chefs formados en Europa, pero también puestos de comida callejera que hablan del espíritu local con elocuencia. Jamaica tiene cascadas, acantilados, flora y fauna únicas, fondos marinos de belleza incomparable, lugares históricos, arte, música… Jamaica lo tiene todo. Así que ya sabes, viajero: ¡One love!

 

¿Ya sabes dónde te vas a ir de vacaciones? Aquí encontrarás más propuestas e ideas para disfrutar con todas las ventajas que te mereces.

A %d blogueros les gusta esto: