‘Honeymooners’ del mundo, bienvenidos a Maldivas

Cuando dos viajeros se conocen, se enamoran y deciden pasar su vida juntos, en el horizonte se dibuja, inevitablemente, la silueta de este destino único, maravilloso y de una belleza incomparable.

Pocos lugares en el mundo cumplen con tanta exactitud los requisitos que millones de parejas enamoradas de todo el planeta le ponen al viaje romántico de sus sueños. Maldivas ofrece un abanico amplísimo de experiencias para dos, tanto si esos dos son unos recién casados de luna de miel, unos novios que desean hacer el gran viaje de sus vidas, o un matrimonio con ganas de renovar su amor en un destino exótico y lleno de encantos naturales.
Recordemos que esta insólita nación es, en realidad, un archipiélago formado por alrededor de 1.200 islas, que flotan en mitad del Océano Índico agrupadas en 26 atolones. No es casualidad que la palabra ‘atolón’ tenga su origen precisamente aquí, en Maldivas.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Vistos desde el aire, los atolones de Maldivas, como Ari, Malé Norte o Malé Sur, los más importantes, son verdaderamente asombrosos. La laguna interior, encerrada por un “corro” de islas e islotes, es también de agua salada, pero sin embargo presenta una tonalidad de azul totalmente distinta a la del mar que rodea el atolón. Si a este contraste le sumamos el color blanco de la arena de las playas, el verde de la vegetación que tienen muchas de las islas en su interior, y los tonos más claros de azul que tiene el agua junto a las orillas, el resultado es espectacular.

A %d blogueros les gusta esto: